📖 4 min
4/5 - (4 votos)

Prácticamente a diario recibimos consultas del tipo: “En mis sublimaciones aparecen puntos blancos”, “Cuando sublimo aparecen manchas de colores”, “¿Por qué salen puntos de colores cuando sublimo?”. Es un problema bastante frecuente que en este post vamos a ver las posibles causas de las manchas de sublimación y cómo podemos poner una solución.

Usa materiales de calidad

Es la base para conseguir un buen resultado, por lo que debes asegurarte que todos los materiales garanticen resultados profesionales.

  • Tintas de sublimación: Usa tintas de calidad para lograr colores vivos e intensos, contornos nítidos y durabilidad en tus estampados.
  • Papel de sublimación: El papel es un elemento muy importante a la hora de asegurarnos que se realiza la transferencia de la tinta correctamente. Si usas un papel de baja calidad lo más probable es que tu diseño se quede sin tinta en algunas zonas. Esto ocasionará manchas blancas y que aparezcan zonas más claras.
  • Personalizables: Es fundamental que el producto rígido en blanco que vayas a sublimar cuente con un recubrimiento de poliéster de buena calidad para lograr una buena adherencia de las tintas y un acabado homogéneo. Lo mismo ocurre con los tejidos, asegúrate que su composición es 100% poliéster para conseguir la máxima nitidez e intensidad de los colores.

Comprueba el estado de tu impresora

Es muy importante ante el problema de la aparición de puntos en el diseño que comprobemos si el cabezal de nuestra impresora presenta alguna obstrucción.

Las tintas de sublimación son de base acuosa, de manera que es posible que se haya secado tinta en el cabezal y lo obstruya. Si esto ocurre, el problema de los puntos (ya sean blancos o de otro color) en la sublimación viene desde la fase de impresión, ya que es la impresora la que los está produciendo.

Para solucionarlo, realiza una limpieza (o las que hagan falta) del cabezal de la impresora. Busca tu modelo de impresora y sigue las instrucciones del fabricante paso a paso y haz pruebas de impresión hasta que veas que ha desaparecido el problema.

La obstrucción de los cabezales también puede generar problemas de banding, problema del que te hablamos en este otro post. También te comentamos en este post el camino de hormigas en la sublimación entre otros problemas comunes de esta técnica.

Siguiente paso: El planchado

Si los anteriores puntos no son la causa de las manchas al sublimar o la aparición de los puntos de colores es probable que entonces el origen del problema se encuentre en tu plancha.

En sublimación, es muy importante que todo tu equipo esté limpio para evitar problemas con el color. Si no se toman las medidas adecuadas, es probable que el plato de tu plancha se haya manchado con la sublimación de las tintas anteriores y esos restos se transfieran en las nuevas sublimaciones que realices. Para evitar esto, nosotros recomendamos siempre utilizar papel protector entre el papel de sublimación impreso y el plato caliente de la plancha.

También es importante que compruebes que el plato caliente reparte la temperatura de manera homogénea. Si hay zonas en las que caliente menos no se realizará correctamente la transferencia del color desde el papel de sublimación hasta el objeto que estés personalizando. Para comprobarlo puedes usar un termómetro digital. Si ves que tu plato no calienta en toda la zona por igual deberás cambiar la resistencia o incluso comprar una plancha nueva.

Para concluir este apartado, recuerda que debes seguir siempre los parámetros de planchado que recomiende el fabricante de los productos en blanco. Debido a su composición y características cada uno tiene unas indicaciones distintas. En nuestra tienda Brildor puedes encontrar toda la información sobre los parámetros de planchado adecuados en cada una de nuestras fichas de producto.

Recomendaciones extra

– Si vas a sublimar un textil, pasa primero un cepillo quitapelusas en la parte que vas a sublimar para eliminar polvo y pelusas que pueden generar manchas tras el planchado.

– Si vas a sublimar un producto rígido como tazas o azulejos es posible que debido a condiciones ambientales estén demasiado fríos y debas precalentarlos durante 5 y 10 segundos en la plancha antes de sublimar.

– Guarda el papel de sublimación en un lugar seco preservándolo de la humedad, ya que si el papel está húmedo puede generar manchas blancas. Puedes ver más información de este fenómeno en este otro post.

Esperamos que estas pautas te ayuden a localizar y solucionar tu problema de puntos de colores y manchas al sublimar. Si has encontrado otra solución a este problema no dudes en compartirlo con nosotros en comentarios.

Suscríbete a este Blog y a nuestro canal de YouTube para más consejos. ¡Síguenos también en Instagram donde subimos tips y novedades de productos a diario!

¡Hasta el próximo post!